consulta online

consulta en linea

consulta por internet

consulta online

consulta en linea
consulta por internet
ask online
Realice consultas y obtenga una respuesta, consulta online las 24 horas del dia
InicioQuienes SomosTemas ProfesionalesPreguntas ProfesionalesConsulta Online
®
Seleccione el  profesional que necesita
live consultation
consulta online
logo de facebook
logo de twitter
logo de linkedin
logo de blogspot
>
EL UROANÁLISIS Y SU INTERPRETACIÓN
Cilindros hialinos Son los más comunes en la orina, su valor normal es de 0 a 1 por campo; pueden observarse en
mayor número después de ejercicios extenuantes y en varias formas de enfermedad renal. Sin embargo, debido a
que también se forman en condiciones normales, su presencia no es diagnóstica de ninguna enfermedad renal
específica.
Cilindros granulosos En alteraciones túbulointersticiales, tales como necrosis tubular aguda o nefritis intersticial,
se ha observado la presencia de cilindros de células epiteliales renales; se postula que estos cilindros, al degenerar,
constituyen los cilindros granulosos, los cuales son observados en pacientes con insuficiencia cardiaca congestiva
en asociación con proteinuria; son raros en orina de individuos normales.
Cilindros grasos  Estos cilindros pueden encontrarse en pacientes con síndrome nefrótico, amiloidosis renal y
nefropatía diabética.
Cilindros céreos Se observan en enfermedades renales crónicas.
Cilindros hemáticos o eritrocitarios Se encuentran usualmente en pacientes con síndrome nefrítico agudo
(glomerulonefritis aguda), vasculitis renal y ocasionalmente después de ejercicio intenso, trauma renal o estados
febriles.
Cilindros leucocitarios Característicos de los cuadros de nefritis túbulointersticial (PNA).
Cilindros bacterianos Se presentan en casos de pielonefritis aguda severa.
Cilindros mixtos Se presentan en rechazo vascular agudo, necrosis papilar e infarto renal. CRISTALES La
aparición de cristales depende en parte del pH y se dividen en tres categorías principales: aquellos observados en
orina alcalina, los que se encuentran en orina ácida y los que resultan de alteraciones del metabolismo o ingestión
de drogas. Cristales patológicos: de CISTINA (cistinuria), de TIROSINA, y de LEUCINA; estos últimos acompañan
habitualmente a los de tirosina, observados ambos en pacientes con hepatitis grave. Así mismo, diversas drogas
como los sulfamidados pueden precipitar en la orina, especialmente si ésta tiene pH ácido o bien, contiene
cantidades aumentadas de proteínas. MICROORGANISMOS
Bacterias En orina normal obtenida por PSP o por CTU no se deben encontrar bacterias; sin embargo, en la orina de
media micción centrifugada hasta una cruz (< 10 bacterias/450x) se considera normal y corresponde en el cultivo a
menos de 10.000 ufc por mm3 mientras que si se observan más corresponde a = 100.000 ufc por mm3. Por el
método de cámara =  de 2 bacterias x 0.75 mm3 corresponde a ISU. En caso de infección del tracto urinario,
habitualmente debe haber concordancia entre el nivel de bacterias (más de ++) y de leucocitos (más de 10); por ello,
si las condiciones de la obtención de la muestra informada no son claras, es recomendable obtener una segunda
muestra de orina siguiendo los mismos lineamientos ya señalados. Si en este segundo examen de orina se observa
nuevamente bacteriuria, es imperativo realizar el urocultivo. Habitualmente, en estas condiciones, la presencia de
más de cinco a diez bacterias por campo microscópico, se correlaciona con el hallazgo de bacteriuria significativa en
el urocultivo. El hallazgo de piuria (leucocituria) sin bacteriuria y con un urocultivo negativo, debe sugerir la
posibilidad de infección por organismos como micobacterias u hongos.
Hongos Son anormales y su presencia sugiere contaminación en las mujeres o lesiones que faciliten su presencia
(sondas). El que se encuentra con mayor frecuencia es el hongos tipo Candida albicans en la orina de pacientes
diabéticos o pacientes que reciben medicamentos inmunosupresores. Estos microorganismos pueden ser
confundidos con eritrocitos, aunque en ocasiones se presentan en su forma característica de micelios con
ramificaciones o brotes; además, a diferencia de lo que ocurre con los eritrocitos, no se lisan al agregar a la muestra
unas gotas de una solución ácida.
Parásitos Entre los parásitos el que se presenta con mayor frecuencia es la Trichomona vaginalis, que aparece en
la orina de mujeres por contaminación vaginal y rara vez en los hombres que se infectan durante el coito. También se
pueden ver giardias, amebas o Enterobius
vermicularis por contaminación fecal.
LECTURAS RECOMENDADAS
Race JG, White MG. Basic Urinalysis. San Francisco: Harper and Row Publishers; 1979
D’Achiardi R. Parcial de orina. Programa de Actualización Médica Permanente, Nº 3, mayo de 1995
Velázquez L. Interpretación del examen general de orina. Bol Méd Hosp Infant Méx 1983; 40: 274-282
Shaw KN, Gorelick MH. Urinary Tract Infection in the Pediatric Patient. Philadelphia: W.B. Saunders Co;
1999;46:111-124